CLASES DE BAILE:   Salsa Cubana (Casino),   Rueda Cubana (Rueda de Casino),   Bachata, Rumba Cubana, Rueda de Chachachá y otros bailes Tropicales...
Vuelve al inicio »
Mi biografía
Breve historia »
Sobre clases »
Movimientos »
Horarios »
Dirección »
Fotos »
Videos »
Contacto »
Enlaces »
Etiquetas:
ANDRÉS LLADÓ SÁNCHEZ (PROFESOR CUBANO):

Nunca fui bailarín profesional en Cuba, yo era un "bailador popular o callejero" que actualizaba constantemente mi baile, pero solo para divertirme y compartir conocimientos entre amigos; "Casinero" era el nombre que se daba en Cuba al que como yo bailaba para disfrutar con mayor o menor virtuosismo el baile llamado "Casino". En las fiestas entre amigos, de empresa, carnavales, discotecas etc. se ponía todo tipo de música y aquellos que nos gustaba el baile aprendíamos a bailarlas todas, "El Cubano baila hasta con Radio Reloj" se decía entre nosotros. Si es verdad que monté alguna que otra coreografía y bailé en algunas "Fiestas de Quince", pero todo en plan aficionado.

Recuerdo a mediados de los 70, cuando iba algún que otro martes al estadio de Regla a ver los ensayos de "Los guaracheros de Regla", y aprendía mucho con ellos, allí conocí a Humberto Medina que fue desde su fundación el director de la comparsa. La sociedad cultural "Rosalía de Castro" era otro lugar donde coincidía con muy buenos casineros de la Habana Vieja y también me familiarizaba con el pasodoble y otros bailes Españoles que enseñaba una profesora de apellido Canoura, no recuerdo el nombre. A principios de los 80 coincidíamos bailadores de toda la Habana el último domingo de cada mes en el "Centro Cubano Árabe", donde iba Rosendo, con quien compartía a veces mesa y conversación, pero el apenas se levantaba a bailar, prefería mirarnos bailar a nosotros y darnos sugerencias si se las pedíamos.

Así pasaron los años hasta que en 1992, quinientos años después de Colón descubrir Cuba, vine yo a hacer mi descubrimiento personal de España, y todo cambió.

Desde el 19 de Agosto de 1992 vivo y enseño "Salsa Cubana ("Casino") y otros bailes Cubanos y Caribeños en Madrid, al principio empecé a enseñarles cosas elementales de "Casino" a algunos amigos españoles, y ellos mismos me convencieron de que me dedicara en serio a la enseñanza, conocí por ese entonces a Idris Rodríguez, Armando Rodríguez, Michel Guevara, René el Chino, Mayito y otros bailarines Cubanos que me arroparon y animaron a dar clases, más de una vez fui a la discoteca "Massai" hoy "El Son", para familiarizarme con el método de enseñanza que llevaba Idris, y así uniendo lo aprendido de todos ellos con lo que traía de Cuba, saqué una técnica depurada que trato siempre de seguir enriqueciendo, estuve también un año perfeccionando el Son Cubano con Carlos y Elizabeth en el 98-99, y en el 2001 estuve unos tres meses con Carlos depurando mi estilo en Rumba Cubana.

He dado clases y trabajado como relaciones públicas en muchas discotecas y academias, en algunas unos pocos meses y en otras años, como en "Parche" que estuve desde el 1993 hasta el 2011; incluso en el Salón de casa, de las cinco direcciones que he tenido en Madrid, formaba pequeños grupos.

Algunos lugares donde he trabajado:

  • "Glam management & events" (Vallehermoso 3, Madrid)
  • "Parche" discobar (Ayala 120, Madrid)
  • "Mogador" (Magallanes 1, Madrid)
  • "Kea" (carretera de Barcelona, Madrid, creo que ya no existe)
  • "Caribe Plaza" (el del hotel Princesa, Madrid, ya no existe)
  • "Tropical House" (Plaza de los Cubos, Madrid)
  • "Keros" (Martín de los Heros, Madrid, hoy se ha vuelto a llamar "Golden" )
  • "Ku" Madrid (Princesa 1, hoy se llama creo "Arena")
  • "Tropic Costa" (Getafe, ya no existe)
  • "Gu" (Guadalajara)
  • Sala "Fundadores" (Madrid, hoy "Juanchito" creo)
  • "Aula de Danza" (de la Universidad de Alcalá de Henares)
  • "Txoco" (Alameda de Osuna, Madrid)
  • "Excalibur" (Vallecas, Madrid)
  • "Trinidad" (hotel Meliá Princesa, Madrid)
  • "Arte & Maña" (Alcalá de Henares)

He dado tres intensivos en "Santander" (España) también uno en "Varsovia" y otro en "La ciudad triple - Gdynia, Sopot, Gdańsk" (Polonia). Además algunos intensivos en Madrid a parejas y pequeños grupos de profesores que han venido de diferentes lugares.

He sido juez en algunas competiciones de Salsa y Rueda (aunque no me hace muy feliz estar en jurados).

Muy ocasionalmente he hecho algunas actuaciones (pero me desespera estar ensayando coreografías).

En realidad lo que me gusta hacer es dar clases, enseñar a bailar y ver el progreso de los
alumnos es para mí apasionante.
 

¡Hasta en una película salgo bailando en una Rueda! ("La vida Mancha") después de dos días ensayando y uno entero filmando una Rueda que montó mi amigo Mario, y al final salimos unos pocos segundos en escena, nada, que no vamos pa` Hollywood.

Seguramente olvido el nombre de algunos sitios donde trabajé poco tiempo, y omito intencionalmente el de Academias donde solo alquilaba salas por cortas temporadas para dar clases puntuales, pues eso no me convertía en profesor de la misma.

Este pequeño recuento es todo un feliz cuento de Hadas para alguien que como yo nunca pensó ser un profesional del baile ni de las relaciones públicas, y que a los 32 años comenzó a trabajar duro, pero con placer, haciéndose y manteniendo un lugar de respeto, aprecio y prestigio entre los profesionales del baile.

Glosario:

"Radio Reloj": Emisora de radio que solo da noticias y tiene el tictac constante de los segundos.

"bailador popular o callejero": Aquel que dominaba con gran soltura y gracia bailes tradicionales o de moda. No solo Casineros, también rumberos, Soneros, o de bailes más foráneos como el Break Dance, o el propio Rock. Eran verdaderos profesionales sin título en la Isla donde hasta los cojos bailan con gracia y ritmo.

"Fiestas de Quince": En gran parte de América Latina existe la tradición de que cuando las adolescentes cumplen quince años, se les celebra una fiesta todo lo más fastuosa que la economía de la familia permita. Hubo una época en Cuba que desde que nacía una niña le preparaban su alcancía para ir guardando el dinero para "los Quince", lo más esperado de la fiesta era la coreografía de quince parejas, catorce parejas de escolta y la que cumplía años en el centro. La coreografía por sencilla que fuera, tenía que tener mínimo: Una canción para la salida de las parejas (normalmente en dos hileras de siete aunque haciendo evoluciones) otra para la entrega (la salida de la chica con el padre por una punta y el chico que iba a bailar con ella por la otra hasta encontrarse en el centro donde el padre se retiraba y se quedaban ella y el chico) una canción para bailar Casino y otra para los ritmos extranjeros que estuvieran de moda, el Vals que era el momento cumbre, y después una para abandonar la pista.

ir arriba »
Powered by: eSalsa.net